El futuro de su rebaño es más que solo su ganado joven. Se encuentra dentro de su tanque de semen.

Piense en el semen recién entregado a su lechería y agregado a su tanque. Es una inversión. Y es una decisión que afectará su operación en los próximos años. Su decisión genética hoy se convierte en las crías, vaquillas y vacas lecheras de su futuro rebaño.

Las GRANDES decisiones

Cuando se trata de tomar decisiones importantes, del tipo que afectan su sustento, su futuro o su bienestar financiero, la mayoría de las personas trabaja con un asesor de confianza para tomar la mejor decisión posible.

Cuando compra una casa, trabaja con un agente inmobiliario. Para hacer frente a sus inversiones para la jubilación, es probable que trabaje con un asesor financiero de confianza. Las decisiones sobre ambos tipos de inversiones tienen un gran impacto en su vida durante años.

Su rebaño lechero no es diferente. La genética que utiliza tiene un impacto duradero en su sustento, su futuro y el bienestar financiero de su operación.

Su asesor de Alta puede ayudarlo a garantizar que su inversión genere un progreso genético alineado con la situación de su granja y sus metas futuras. Eso significa todo, desde establecer el plan genético personalizado adecuado hasta seleccionar el nivel de inversión adecuado para adaptarse a su estrategia a largo plazo. Porque cuando se trata de genética, obtiene lo que selecciona.

Encuentre su prueba

¿Cómo podemos estar seguros de que la genética marca la diferencia? Sabemos por innumerables ejemplos de lo que llamamos “Prueba en los números” que lo que insemina hoy está directamente relacionado con los resultados que ve en su futuro hato de ordeño. ¿Quiere ver un ejemplo real para entender más? Éche un vistazo AQUÍ, AQUÍ o AQUÍ.

Solo recuerde, los resultados que obtienen estos rebaños en cuanto a producción, fertilidad y salud provienen de las decisiones genéticas que tomaron hace más de 3 años.

Con eso en mente, no tome a la ligera las GRANDES decisiones. Trabaje con su asesor de Alta de confianza para asegurarse de que sus inversiones genéticas y su estrategia estén alineadas con su situación y sus metas futuras. Porque la decisión genética dentro de su tanque de semen es su futura manada.